#13: El Legado Familiar


¡Cuando parecía que todo estaba perdido, tras horas de dar vueltas por el Laberinto del Estroma del Timo, parece que milagrosamente Tim Munity ha pasado la prueba y sobrevivirá un día más!

Lo cual le resultará francamente desconcertante, puesto que no ha encontrado el objetivo que buscaba, sólo se ha dedicado a no atacar los muñecos que se abalanzaban sobre él…

Si lo pensamos bien, como vimos en la tira 12, el objetivo de la selección tímica no es tanto que los linfocitos T encuentren su objetivo y reaccionen, sino que sean capaces de identificar una célula y no atacar a posibles células del propio organismo. Y eso, Tim Munity lo ha cumplido sobradamente.

De todas maneras, antes de la prueba a cada uno de los reclutas les dieron una foto, con el retrato robot del objetivo que tenían que buscar en el laberinto, como se ve en la tira 10. Aunque no les haya valido de mucho en el laberinto, esta foto tiene un objetivo: A partir de ahora, todos los linfocitos supervivientes serán especialistas en localizar a su objetivo sin atacar células propias.

Pero obviamente en realidad, las células no tienen fotos ni dibujos.  En el siguiente esquema mostramos lo que ocurre en realidad.


Como dijimos anteriormente, cada linfocito tiene su propio retrato robot, es decir, su Receptor de Linfocitos T (TCR) exclusivo, y ¡sólo tiene una combinación! Ningún linfocito T puede tener más de un tipo diferente de receptor, que reconozcan cosas distintas.

Una vez tienen su receptor, su retrato robot, los linfocitos pasan por el estroma tímico; si el receptor reconoce a lo bruto una célula del propio organismo, como vimos en el anterior capítulo, el linfocito muere.
¡Estas combinaciones son las que hacen que tengamos una gigantesca diversidad de linfocitos T distintos, y que podamos luchar de manera natural contra un enorme abanico de posibles infecciones!

En la próxima Tira veremos cómo Luis Otipo, el linfocito B que leía el diario, llega al fin a su instituto. ¿Qué le espera ahí?

PD: El ATP, mencionado arriba en el diario es lo que da energía a las células. ¡Es como su gasolina!

Un comentario en “#13: El Legado Familiar

¿Qué te parece el cómic?