#4: La Soledad Medular

Soledad en la médula ósea: Las células del Sistema Inmunológico Innato salen antes a la circulación sanguínea.

Cómo ya sabemos, todas las células del Sistema Inmune se generan en la médula ósea. Sin embargo sus funciones en general no las realizan ahí, sino en una gran variedad de tejidos y órganos por todo el cuerpo. Por ello llega un momento en que las células abandonan el que ha sido su hogar para ir en busca de aventuras a lo largo y ancho del organismo.

Adios médula querida:

Algunas de ellas se van siendo aún muy jóvenes e inexpertas, como es el caso de los linfocitos T. Estas células que deben viajar hasta un órgano llamado timo, que se encuentra tras el esternón. El timo es algo así como la academia militar donde se entrenan los soldados de asalto y apoyo.

Otras células, cuando abandonan la médula, ya han adquirido prácticamente todas las habilidades que necesitan para desempeñar su trabajo. Entre ellas encontramos los granulocitos, que salen de la médula a la sangre en busca de nuevos destinos.

Las células NK y los macrófagos por su parte pasan parte de sus procesos de maduración en la médula ósea. Ahora bien, antes de terminar su adiestramiento viajan a otros tejidos, donde completarán su formación.

En el interior de los huesos es donde encontramos la Escuela de la Médula Ósea (una escuela militar de artillería), por eso al final en la médula solo nos quedarían linfocitos B. El proceso de maduración de estas células es mucho más complejo y lleva más tiempo. ¡Por eso lo veremos en detalle en este cómic!

Como imaginaréis esto no se produce solo una vez, sino que constantemente se están generando nuevas células inmunitarias. Así que en realidad, aunque nuestro amigo Luis Otipo se sienta abandonado por sus amigos, las células B nunca se quedan solas. ¡Siempre hay nuevos reclutas!

En las próximas entradas iremos repasando uno por uno los procesos de maduración de todos estos tipos celulares, las capacidades que adquieren y en qué casos actuarán cada una de ellas frente al enemigo.

9 comentarios en “#4: La Soledad Medular

  1. que con estos estupendos personajes estudias los temas de inmuno y los estás viendo. De forma que ya no se te olvidan. Sois unos cracks. Menuda imaginación y que brillante trabajo.

    • Muchísimas gracias! La verdad es que uno se acuerda más de una célula con un tirachinas que cuando te tienes que acordar de quinientos marcadores de membrana…

¿Qué te parece el cómic?